Ron Paul Propone Ante el Congreso Legalizar la Marihuana

Fuente: El Universal

WASHINGTON.— En una propuesta que difícilmente tomará cuerpo de ley, pero que habla de las tendencias y la dinámica del debate sobre el consumo de la marihuana en Estados Unidos, una comisión bipartidista de legisladores presentó ayer ante el Congreso una iniciativa que legalizaría el consumo de la marihuana a nivel federal.

La propuesta, presentada por los congresistas Ron Paul y Barney Frank, republicano y demócrata respectivamente, permitiría a los estados “legalizar, regular, fiscalizar y controlar el cultivo y comercio de la marihuana sin la interferencia del gobierno federal”.

“No creo que pase en el Congreso. Pero creo que hay que dar el primer paso, que va más allá del tema de la necesidad médica y es parte de un proceso de educación”, aseguró Barney, un legislador instalado en el ala más liberal del Partido Demócrata. Aunque la propuesta intenta evitar que desde el gobierno federal se persiga a quienes representan a la próspera industria de la marihuana desde los 16 estados que ya la han legalizado con fines medicinales, sus promotores han defendido el impacto que esta legalización tendría en los ingresos de los cárteles de la droga mexicanos.

“Cerca de la mitad del dinero de los cárteles es generado por el comercio de marihuana, de modo que legalizar la marihuana y ponerla en un marco regulador sería un enorme golpe para los cárteles”, consideró el congresista Jared Polis, demócrata por Colorado, al defender el ángulo económico de una iniciativa que difícilmente llegará a buen puerto en una cámara dominada por el Partido Republicano.

Al presentar su iniciativa, tanto Frank como Paul aseguraron que “la legislación limitaría el papel del gobierno federal a la hora de controlar la marihuana (y) permitiría a los ciudadanos plantar, usar o vender marihuana legalmente en los estados donde sea legal”.

Actualmente, plantar, vender o distribuir comercialmente cannabis es ilegal, según la legislación federal y la administración del presidente Barack Obama ya ha advertido que se opone a toda forma de legalización a nivel federal.

Pero, en opinión de los legisladores que respaldan la propuesta, ésta “acabaría con el conflicto entre estados y gobierno federal sobre la política a seguir respecto a la marihuana”, cuyo consumo con fines medicinales ya está regulado en Alaska, Arizona, California, Colorado, Delaware, Hawai, Maine, Michigan, Montana, Nevada, Nueva Jersey, Nuevo México, Oregon, Rhode Island, Vermont y Washington.

La oficina de la líder de la minoría demócrata en la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, se abstuvo de señalar si acaso la representante por California apoyaba la propuesta que sí han respaldado, en cambio, los demócratas John Conyers, Steve Cohen y Barbara Lee.

Cambiar la estrategia

Hace tres semanas la “Comisión Global de Políticas de Drogas” —que incluye a prestigiosos líderes como el secretario general de las Naciones Unidas, Ban Ki-moon; los ex presidentes de Brasil, Colombia y México, Henrique Cardoso, César Gaviria y Ernesto Zedillo, además de los escritores Carlos Fuentes y Mario Vargas Llosa—, se pronunció a favor de cambiar de estrategia y de hablar abiertamente de la necesidad de descriminalizar drogas blandas como la marihuana.

A ellos se sumó el ex presidente estadounidense James Carter, quien en una carta abierta publicada el pasado día 17 en las páginas de The New York Times habló de la necesidad de despenalizar el consumo de la marihuana.

 

Todavía no hay comentarios... Una buena oportunidad para que seas el primero en dejar uno!

Leave a Reply